3. ACOSO LABORAL

3.2 Conductas concretas de acoso

Existen distintos criterios de clasificación de los tipos de conductas concretas de acoso clasificadas de diferentes formas según los autores como por ejemplo la usada por Zapf, Knorz y Kulla, o las usadas por Carbonell y Gimeno. En esta lista hay una agrupación de éstas.

Relativas a la competencia o capacidad laboral:

  • Juzgar el desempeño de una persona de manera ofensiva.
  • No asignar tareas a una persona.
  • Asignar tareas sin sentido.
  • Asignar a una persona tareas muy por debajo de sus capacidades.
  • Asignar tareas degradantes.
  • Evaluaciones laborales distorsionadas malintencionadamente.
  • Criticas exacerbadas a su trabajo.
  • Limitación de iniciativas.

 

Ataques a las relaciones sociales de la víctima o relativas al aislamiento social laboral:

  • Restringir a los compañeros la posibilidad de hablar con una persona.
  • Rehusar la comunicación con una persona a través de miradas y gestos.
  • No dirigir la palabra a una persona.
  • Tratar a una persona como si no existiera.
  • El superior restringe a la persona las posibilidades de hablar.
  • Cambiar la ubicación de una persona separándole de sus compañeros.
  • Prohibir a los compañeros que hablen a una persona determinada.

 

Ataques personales o a la vida privada de la víctima:

  • Gritar o insultar a la víctima.
  • Amenazas verbales.
  • Críticas permanentes a la vida privada de una persona.
  • Amenazas  telefónicas.
  • Calumnias y rumores.
  • Mofarse de las discapacidades de una persona.
  • Imitar los gestos, voces… de una persona.

 

Otros:

  • Ofertas sexuales, violencia sexual.
  • Amenazas de violencia física.
  • Uso de violencia menor.
  • Maltrato físico.
  • Ataques a las actitudes y creencias políticas, religiosas o racistas.